Por Carroll Rios de Rodríguez | [email protected]  Un 27 de diciembre de 537, el emperador cristiano Flavio Justinianus (Justiniano I, 483-565), entró a la monumental iglesia que ordenó construir, dedicada a la Divina Sabiduría, y exclamó «¡Oh, Salomón, te he sobrepasado!». No olvidó agradecer a Dios el haberle dado la oportunidad de crear tal lugar…

Leer más