Miembros Asociados

El corazón del Instituto Fe y Libertad son sus miembros asociados, tanto personas individuales como personas jurídicas. Por su identificación personal con la misión del instituto, estas personas son cuidadosamente seleccionadas por los miembros activos para unirse al proyecto. Cualquier miembro puede nominar a otra persona para formar parte de la organización, pero ésta solamente pasa a formar parte del grupo de los miembros asociados si el pleno aprueba su ingreso casi unánimemente. Los miembros asociados aportan sus ideas, su tiempo, su trabajo activo, y su aporte monetario regular para avanzar la causa en común. Los miembros asociados libremente asumen deberes como cumplir y hacer cumplir los estatutos, concurrir a las sesiones convocadas, desempeñar los encargos que se le encomiendan, pagar su cuota puntualmente y más. Adquieren asimismo el derecho a participar en la Asamblea General, a proponer proyectos y de otras formas orientar eficazmente al Instituto. De esa suerte los miembros asociados conforman un grupo cohesionado y amistoso de diversos individuos que comparten ideales y metas para el instituto.